Archivo de la etiqueta: Raúl Castro

Cuba, camino hacia el cambio

Este sábado me levanté con la buena nueva de que en Cuba se liberaban más de 2900 presos, los medios de prensa españoles reducían el discurso de Raúl Castro a este anuncio y no daban más detalles del discurso pronunciado el 23 de diciembre en el Palacio de las Convenciones de La Habana.

Hoy quisiera puntualizar muchos otros aspectos tratados por el presidente de Cuba en su propia voz:

Objetivo 2012: reducir gastos y no admitir más delitos

“A pesar de que se planifica el aumento de las producciones nacionales de alimentos, entre ellas arroz y granos y en consecuencia, disminuirán las cantidades a importar, éstas a resultas de la elevación de los precios, o sea, las importaciones de alimentos, ascenderán a algo más de 1 700 millones de dólares. Tal realidad nos indica con elocuencia la necesidad de avanzar con solidez en el propósito de poner en producción todas las tierras todavía ociosas o deficientemente explotadas.”

“El déficit del presupuesto del Estado se mantendrá al mismo nivel que en el 2011, …el 3,8 por ciento del Producto Interno Bruto, asegurándose con racionalidad los servicios gratuitos a la población en materia de salud, educación, cultura y deportes, así como la seguridad social, los subsidios a la canasta familiar normada y a personas naturales con insuficiente solvencia para la adquisición de materiales de la construcción, entre otros.”

Raúl Castro citó “los suministros fraudulentos de productos agropecuarios a los mercados de la capital, que no existieron, ni se cultivaron, generando un desfalco de más de 12 millones de pesos a causa del actuar delictivo de directivos, funcionarios y otros trabajadores de las empresas estatales comercializadoras, así como de agricultores pequeños que se prestaron como testaferros, a todos los cuales se les exigirán responsabilidades administrativas y penales, en correspondencia con la gravedad de los hechos.”

De “batalla estratégica” calificó la lucha contra el delito, en la cual “se ha elevado la coordinación, cohesión y exigencia en su enfrentamiento… y comienzan a verse algunos resultados, tanto en los hechos llamados de “cuello blanco”, cometidos por directivos y funcionarios nacionales y extranjeros vinculados con el comercio exterior y la inversión extranjera, como en las fechorías llevadas a cabo por delincuentes comunes en contubernio con dirigentes administrativos y empleados de dependencias estatales, en los procesos productivos, la transportación y distribución en entidades de la industria alimentaria, el comercio, la gastronomía, el sistema de la vivienda y los ministerios de la Industria Básica y la Agricultura.”

“Creo oportuno aclarar que no se trata de una campaña más, como ciertamente ha sucedido en el pasado, cuando las acciones para restablecer el orden, al decursar del tiempo, se han descontinuado y sobrevino la rutina y la superficialidad, dándole la razón a aquellos que esperaban que todo volvería a ser igual y que “las aguas cogerían su nivel” para seguir medrando a costa del patrimonio de nuestro pueblo.”

Debo confesar que soy uno de los miles que esperaban el anuncio de la política migratoria en Cuba, pero poco a poco se están viendo cambios y esperemos que sea en 2012 cuando se abra más mi país. Al respecto Castro expresó que “tras la autorización de la compra venta de autos particulares y viviendas, no pocos consideran urgente la aplicación de una nueva política migratoria, olvidándose de las circunstancias excepcionales en que vive Cuba bajo el cerco que entraña la política injerencista y subversiva del gobierno de los Estados Unidos, siempre a la caza de cualquier oportunidad para conseguir sus conocidos propósitos.”

“El 1ro de agosto pasado en este Parlamento abordé públicamente el tema y expuse que nos encontrábamos trabajando para instrumentar la actualización de la política migratoria vigente y que se avanzaba en la reformulación y elaboración de normativas reguladoras, en correspondencia con las condiciones del presente y el futuro previsible. Hoy  ratifico todos y cada uno de los planteamientos realizados en aquella oportunidad, al tiempo que reafirmo la invariable voluntad de introducir paulatinamente los cambios requeridos en esta compleja temática, sin dejar de valorar en toda su integralidad los efectos favorables y desfavorables de cada paso que demos.”

Política exterior: EU estático y sin prestigio

“Mientras, en decenas de ciudades norteamericanas y europeas, aumenta el apoyo al mensaje de los “indignados”, dirigido a poner fin a la creciente desigualdad en los países desarrollados.”

“Instamos a esos gobiernos, que tanto pregonan sobre democracia, derechos humanos, libertad de prensa, etc, etc, a escuchar sus legítimas demandas, a consultar a sus pueblos las políticas económicas, las medidas de ajuste y a tomar en cuenta a la opinión pública, sin la brutal represión a que con frecuencia someten a las manifestaciones estudiantiles, profesionales, obreras, de inmigrantes y otras minorías.”

Raúl Castro puntualizó que “al mismo tiempo que actualizamos nuestro socialismo, cambiando todo lo que debe ser cambiado, el gobierno de los Estados Unidos sigue anclado al pasado.”

“Barack Obama, el onceno Presidente estadounidense desde 1959, parece no comprender que Cuba hizo enormes y prolongados sacrificios para conquistar su independencia en el siglo XIX y defender su libertad en Playa Girón, en 1961, en la Crisis coheteril de Octubre de 1962, en el comienzo del Período Especial en la última década del siglo XX y en todos estos años del actual siglo XXI. A veces, da la impresión de no estar siquiera informado de que, ante esta realidad, su gobierno ha tenido que renunciar a los pretextos más repetidos para justificar el bloqueo e inventar otros cada vez más insostenibles.”

“Con ecuanimidad y paciencia, nos dedicaremos a cumplir los acuerdos del Congreso mientras transcurren las elecciones estadounidenses. Sabemos que el bloqueo continuará y que se incrementará el financiamiento y los intentos de convertir a un puñado de mercenarios en una oposición desestabilizadora, pero eso no le quita el sueño a un pueblo revolucionario como el nuestro, instruido, armado y libre, que no renunciará nunca a defenderse.”

“Aunque el inmovilismo del gobierno norteamericano y su ausencia de voluntad política para mejorar las relaciones alientan a los sectores más reaccionarios a impulsar nuevas provocaciones y acciones de agresión, Cuba mantiene la propuesta de avanzar hacia la normalización de sus vínculos con Estados Unidos y desarrollar la cooperación en todas las esferas que puedan beneficiar a ambos pueblos. Los lazos familiares y el limitado intercambio que existen entre los dos países demuestran hoy cuan positiva sería su expansión para el bien de todos, sin las trabas y condicionamientos impuestos por el gobierno de Estados Unidos, que subordina cualquier progreso a su política de hostilidad e injerencia, encaminada a restablecer el dominio sobre Cuba.”

Liberación de presos

Al final del discurso Raúl Castro anunció que “el Consejo de Estado, en un gesto humanitario y soberano, acordó indultar a más de 2 900 sancionados. Entre estos se encuentran mujeres, enfermos, personas con más de 60 años de edad y también jóvenes que han elevado su nivel cultural y las posibilidades de reinserción social.”

No se incluyen en este beneficio, salvo contadas excepciones, los sancionados por delitos de Espionaje, Terrorismo, Asesinato, Homicidio, Tráfico de Drogas, Pederastia con Violencia, Violación y Corrupción de Menores y Robo con Fuerza en vivienda habitada.  No obstante, serán puestos en libertad algunos condenados por delitos contra la Seguridad del Estado, que han extinguido en prisión una parte importante de la pena, con buena conducta.”

“Se ha tenido en cuenta, además, la anunciada visita a Cuba del Papa Benedicto XVI y la celebración del 400 aniversario del hallazgo de la imagen de la Virgen de la Caridad del Cobre. El indulto se hará efectivo en los próximos días, como una muestra más de la generosidad y fortaleza de la Revolución.”

“Al propio tiempo, manifestamos la disposición de conceder la excarcelación anticipada a 86 ciudadanos extranjeros, de 25 países, incluidas 13 mujeres, condenados por los tribunales por delitos cometidos en Cuba, bajo la condición previa de que los gobiernos de sus naciones de origen acepten su repatriación.”

Cuba sigue en su camino hacia el cambio, esperemos que el mundo contribuya a ello con más muestras de apoyo y reconocimiento, no con los juicios sedicioso de los medios internacionales ante cualquier discurso o nueva ley en la isla.

Pueden ver el discurso completo en Cubadebate.

Raúl Castro anuncia cambios en la política migratoria cubana

Desde que saliera de Cuba, hace ya casi un año, el rumor rondaba la realidad del país, pero ninguna noticia oficial verificaba cuánto se decía. Hoy veo las noticias en Cubadebate, y no puedo guardar mi alegría y confianza en los cambios que se llevan adelante en la isla.


“Cuba trabaja en la actualización de la política migratoria vigente, anunció [el 1ro de agosto] el presidente Raúl Castro en el séptimo período de sesiones de la séptima legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.”, apunta el sitio. Veamos las palabras y el video de este momento del discurso gracias a Cubadebate.


El discurso está completo en Cubadebate y Juventud Rebelde.
Raúl Castro:
A continuación trataré otro punto de nuestra actualidad. Como parte de las medidas que se valoran en la senda de reducir prohibiciones y regulaciones emitidas en otros momentos del proceso revolucionario en legítima defensa ante las agresiones a que hemos sido sometidos por más de 50 años y también modificar diferentes decisiones que jugaron su papel en determinadas circunstancias y después perduraron innecesariamente, aprovecho la oportunidad para informar a los diputados y a los ciudadanos que nos encontramos trabajando para instrumentar la actualización de la política migratoria vigente, en función de lo cual se ha venido avanzando en la reformulación y elaboración de un conjunto de normativas reguladoras en esta esfera, ajustándolas a las condiciones del presente y el futuro previsible.
Damos este paso como una contribución al incremento de los vínculos de la nación con la comunidad de emigrantes, cuya composición ha variado radicalmente con relación a las décadas iniciales de la Revolución, en que el gobierno de Estados Unidos amparó a los criminales de la dictadura batistiana, a terroristas y traidores de todo tipo y estimuló la fuga de profesionales para desangrar al país. Recordemos, por solo mencionar un ejemplo, que de seis mil médicos con que contábamos al comienzo de la Revolución, en 1959, la mitad —3 000— partió al extranjero.
Hoy los emigrados cubanos en su aplastante mayoría lo son por razones económicas, si bien algunos pocos todavía alegan ser víctimas de persecución política para granjearse adeptos y ayuda de sus patrocinadores en el exterior o justificar el abandono de una misión o contrato. Lo cierto es que casi todos preservan su amor por la familia y la patria que los vio nacer y manifiestan de diferentes formas solidaridad hacia sus compatriotas.
Precisamente las aspiraciones de mejorar el nivel de vida constituyen la principal motivación para los movimientos migratorios, no solo en Cuba, sino a escala global, alentados además por el descarado robo de cerebros que practican los países poderosos en detrimento del desarrollo del Tercer Mundo.
En nuestro caso, no podemos olvidar que somos el único país del planeta a cuyos ciudadanos se les permite asentarse y trabajar en el territorio de Estados Unidos sin visa alguna, con independencia de la legalidad del modo empleado para lograrlo, en virtud de la criminal Ley de Ajuste Cubano de 1966, hace 45 años, y la política llamada de “pies secos y pies mojados” que favorece el tráfico de personas y ha provocado numerosas muertes de inocentes.
Este sensible asunto ha sido objeto de manipulación política y mediática durante largos años en el propósito de denigrar a la Revolución y enemistarla con los cubanos que viven en el extranjero.
Nadie en la gran prensa internacional habla de la citada Ley de Ajuste, es como si no existiera. Los emigrados cubanos son, a resultas de la mentira repetida miles de veces, denominados “exiliados políticos” que escapan del comunismo. Es decir, para ellos de Cuba los ciudadanos “se escapan”, mientras que del resto del mundo emigran.
¿Qué pasaría si en Estados Unidos o la Unión Europea se pusiera en vigor una ley de ajuste latinoamericano, asiático o africano? La respuesta es obvia. Ahí está el gigantesco muro construido en la frontera norte de México y las miles de muertes que, año tras año, se producen en desiertos y mares aledaños a los centros del poder mundial.
Como es lógico, la flexibilización de la política migratoria tendrá en cuenta el derecho del Estado revolucionario de defenderse de los planes injerencistas y subversivos del gobierno norteamericano y sus aliados y al propio tiempo, se incluirán contramedidas razonables para preservar el capital humano creado por la Revolución frente al robo de talentos que aplican los poderosos.
Hasta aquí el tema de la emigración.
(Con información de Cubadebate y Prensa Latina)

Juan Pablo II de todos

El próximo 1ro de mayo, coincidiendo con el Día de los Trabajadores y aunque no sea tan relevante con mi cumpleaños, la Iglesia católica beatificará al papa Juan Pablo II, para mucho uno de los mejores en toda la historia de esta religión, sobretodo por su marcado interés en acercarse a los pueblos no solo por la palabra y la fe, sino en persona.
Para los cubanos, Karol Józef Wojtyla, más conocido como Juan Pablo II, no solo es el único pontífice que ha visitado la isla, sino el hombre que abrió una puerta más grande para las cuestionadas relaciones entre el Estado Cubano y la Santa Sede. 
A partir de 1998 en Cuba la religión católica, en los primeros años de la Revolución cubana en franco recelo con la causa de los rebeldes, volvió a jugar un papel activo en la sociedad de la isla. Muestra de ello es la liberación de los presos políticos por intervención de la Conferencia Episcopal en Cuba.
Desde que en 1959 se implantara el sistema comunista en Cuba, la principal preocupación del clero y los creyentes de la isla, así como de los representantes de la Santa Sede ha sido cómo se iba a asumir el papel del Catolicismo en un sistema que por principio no es creyente.
Cierto que en sus inicios la Revolución cubana no aceptó a la Iglesia como una institución activa dentro de la sociedad. Pero, si así fue entonces, hoy se aprecia un panorama distinto, no del todo, pero vemos como la fe cristiana ha ayudado a los cubanos en momentos difíciles como el llamado Período Especial de los años 90. El ejemplo más reciente y muestra del lugar determinante de la Iglesia en la isla, es la liberación de los presos políticos del Marzo oscuro, petición en la que España tuvo un papel decisivo.

En su más reciente discurso Raúl Castro reconoció el mérito de “la alta jerarquía de la Iglesia católica, que contribuyó con su labor humanitaria a que esta acción concluyera en armonía” y a la contribución del anterior ministro de Exteriores de España, Miguel Ángel Moratinos”.

Si alguien abrió al mundo los ojos hacia Cuba y demostró que la Santa Sede y el Comunismo no son incompatibles, ese fue Juan Pablo II. De la mano de Fidel Castro, el Papa hizo historia en Cuba, en una visita que recorrió parte del territoria y sirvió para la coronación de la Caridad del Cobre en Santiago de Cuba.

Al respecto, el sitio web Cubadebate señala que “el papa Juan Pablo II contó al actual Secretario de Estado, el cardenal Tarcisio Bertone, que Fidel Castro fue tal vez el presidente que se preparó más a fondo, más concienzudamente, para recibirle.”

“Bertone lo cuenta en su libro “Un cuore grande, Omaggio a Giovanni Paolo II” (Un gran corazón. Homenaje a Juan Pablo II), editado por la Librería Vaticana, que saldrá a la venta próximamente.”
“Juan Pablo II visitó Cuba entre el 21 y el 25 de enero de 1998, en un viaje histórico, en el que recorrió la isla y se entrevistó con Fidel Castro.”
Este 1ro de Mayo no solo celebraremos la habitual fecha de los trabajadores, sino la vida de un  hombre que en sus pasos terrenales ha hecho más que cualquier otro.

PARA MAYOR INFORMACIÓN VEA:

– detalles sobre la visita de Juan Pablo II a Cuba en IPS Cuba

Cuba rumbo al 2011

En su discurso pronunciado el pasado 18 de diciembre de 2010, el presidente cubano Raúl Castro ha levantado más de una opinión en los medios de prensa, él mismo aseveraba “como era de esperar, han impugnado cada paso que dimos, primero los descalificaban como cosméticos e insuficientes, ahora tratan de confundir a la opinión pública presagiando el seguro fracaso y concentran sus campañas en la exaltación del supuesto desencanto y escepticismo con que dicen nuestro pueblo ha acogido este proyecto.”
Desde la publicación, el pasado 9 de noviembre, del Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social en Cuba, opiniones encontradas se han manifestado en todo el orbe. Tan solo hay que ver las noticias que se generan tras este discurso con titulares como El hundimento cubano en la emisora española COPE, Castro: “O rectificamos o nos hundimos “ del periódico El País , La revolución “actualizada” en el Diario de Navarra, El gran desafío en Rebelión, o bien otras como Raúl Castro: “El socialismo es la garantía para seguir siendo libres” en el periódico La República, Ampliación sector privado en Cuba es irreversible: Raúl Castro en la corresponsalía mexicana de Reuters.
Y si sigo no hay para cuando acabar. El revuelo es tan grande que se llenan páginas de la web con la noticia, a medias, completa, pasada por el filtro de cada país, el punto de vista de cientos de personas que no están en Cuba -yo tampoco-, y le quieren buscar las cinco patas a un proceso que es de los cubanos y el cual llevarán adelante a su manera, a nuestra manera.
No quiero extender mi verboreo, ese es trabajo o cotilleo para otra gente, prefiero citar algunos fragmentos de este discurso, pronunciado ante la Asamblea Nacional del Poder Popular por Raúl Castro, que -como volviera a reiterar- no fue elegido presidente “para restaurar el capitalismo en Cuba ni para entregar la Revolución. Fui elegido para defender, mantener y continuar perfeccionando el Socialismo, no para destruirlo”.
Comienzo por la frase que más repercusión ha tenido, de manera exacta Raúl expresó:
“Más de una vez, y aquí mismo en este Parlamento, me he referido a que en esta Revolución casi todo está dicho, y que debemos revisar qué orientaciones del Jefe de la Revolución hemos cumplido y cuáles no, desde su vibrante alegato “La Historia me Absolverá” en el juicio del Moncada hasta hoy. Recuperaremos las ideas de Fidel que siguen vigentes y no permitiremos que nos vuelva a pasar lo mismo.  Por eso, las orientaciones y la línea, que han marcado el Partido y el gobierno sobre errores, violaciones, etcétera, etcétera.  Si queremos salvar la Revolución hay que cumplir lo que acordemos, y no permitir después del Congreso —como ha sido hasta ahora en muchos casos muy elocuentes— que los documentos vayan a dormir el sueño eterno de las gavetas, como se estuvo explicando en estos días de discusiones, fructíferas, democráticas y verdaderamente profundas. Así es como queremos que el pueblo continúe discutiendo esos Lineamientos, cerca de 100 días hay para eso.  O rectificamos o ya se acabó el tiempo de seguir bordeando el precipicio, nos hundimos, y hundiremos, como dijimos con anterioridad, el esfuerzo de generaciones enteras, desde el indio Hatuey, que vino de lo que hoy es la República Dominicana y Haití —el primer internacionalista en nuestro país—, hasta Fidel, que nos ha conducido genialmente por estas situaciones tan complicadas desde el triunfo de la Revolución.”
Y luego sentenció: “… hay que ir a la médula de los problemas… las cuestiones que hemos analizado y los errores que hemos criticado, no pueden volver a suceder, se está jugando la vida de la Revolución… ¿secretismo?  No.  El que quiera guardar secretos de sus propias deficiencias que luche y dedique ese gran esfuerzo en evitar las deficiencias.”

NO MENTIR, NO ROBAR, NO SER HOLGAZÁN
“En materia del plan y el presupuesto, hemos insistido en que tiene que acabarse la historia repetida de los incumplimientos y los sobregiros. El plan y el presupuesto son sagrados, repito, desde ahora el plan y el presupuesto son sagrados y se elaboran para ser cumplidos, no para conformarnos con justificaciones de cualquier tipo y hasta con imprecisiones y mentiras, intencionadas o no, cuando no se logran las metas trazadas.”
“A veces algunos compañeros, sin un propósito fraudulento, aportan informaciones inexactas de sus subordinados sin haberlas comprobado y caen en la mentira inconscientemente, pero esos datos falsos nos pueden conducir a decisiones erradas con mayor o menor repercusión en la nación. Quien así actúa, también miente y sea quien sea, debe ser demovido definitiva y no temporalmente del cargo que ocupa y, después del análisis de los organismos correspondientes, también separado de las filas del Partido si milita en él.”
“La mentira y sus nocivos efectos han acompañado a los hombres desde que aprendimos a hablar en épocas remotas, motivando la respuesta de la sociedad. Recordemos que en los diez mandamientos bíblicos, el número ocho dispone: “No darás falso testimonio ni mentirás”. Igualmente en los tres principios éticos morales fundamentales de la civilización inca se establecía: no mentir, no robar, no ser holgazán… Hay que luchar para desterrar definitivamente la mentira y el engaño de la conducta de los cuadros, de cualquier nivel.”
El presidente cubano hizo referencia a tres dirigentes de Cuba que fueran separado de sus cargos por incurrir en estas y otras faltas. “El Buró Político les solicitó la renuncia a su condición de miembros de este organismo de dirección, del Comité Central y de diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular –a- Jorge Luis Sierra Cruz, Yadira García Vera y Pedro Sáez Montejo. Los dos primeros fueron liberados además de las responsabilidades como ministros del Transporte y vicepresidente del Gobierno y la Industria Básica, respectivamente, o sea, Sierra y Yadira García;  Sierra por tomarse atribuciones que no le correspondían y que le condujeron a serios errores en la dirección, que hoy los estamos pagando; y Yadira García por un pésimo trabajo al frente de un ministerio tan importante como la Industria Básica, que incluye petróleo, minería, etcétera, reflejado de manera particular en el débil control sobre los recursos destinados al proceso inversionista, propiciando el derroche de estos, como se comprobó en el proyecto de expansión de la empresa niquelífera Pedro Soto Alba, en Moa, provincia de Holguín… Por su parte, Pedro Sáez Montejo, dando muestras de superficialidad incompatibles con el cargo de Primer Secretario del Partido en Ciudad de La Habana, infringió normas del trabajo partidista…”

CAMBIOS ECONÓMICOS EN CUBA
“La construcción del Socialismo debe realizarse en correspondencia con las peculiaridades de cada país.  Es una lección histórica que hemos aprendido muy bien. No pensamos volver a copiar de nadie, bastantes problemas nos trajo hacerlo y porque además mucha veces copiamos mal..; aunque no ignoramos las experiencias de otros y aprendemos de ellas, incluyendo las positivas de los capitalistas.”, explicó Raúl Castro al referirse al Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social.
“Nadie debe llamarse a engaño, los Lineamientos señalan el rumbo hacia el futuro socialista, ajustado a las condiciones de Cuba, no al pasado capitalista y neocolonial derrocado por la Revolución. La planificación y no el libre mercado será el rasgo distintivo de la economía y no se permitirá, como se recoge en el tercero de los Lineamientos generales, la concentración de la propiedad.”
“El corazón de estos Lineamientos que ustedes tienen y la precisión de la orientación del desarrollo económico que en este momento es, producir lo que se pueda exportar, ahorrar importaciones e invertir en las obras que se recuperen más rápido, y, además, elevar la eficiencia de la economía.  Ahorrar recursos, reducir gastos no esenciales —de todo eso hablamos en estos días—, aumentar las exportaciones y crear en cada ciudadano una conciencia económica.”
En cuanto al trabajo por cuenta propia, base sobre la que se espera sustentar la economía de la isla, señaló que “…constituye una alternativa más de empleo para los ciudadanos en edad laboral, con el fin de elevar la oferta de bienes y servicios a la población y liberar al Estado de esas actividades para concentrarse en lo verdaderamente decisivo, lo que corresponde hacer al Partido y al Gobierno en primer lugar es facilitar su gestión y no generar estigmas ni prejuicios hacia ellos, ni mucho menos demonizarlos, y para eso es fundamental modificar la apreciación negativa existente en no pocos de nosotros hacia esta forma de trabajo privado… debemos defender los intereses de los trabajadores por cuenta propia, igual que hacemos con cualquier otro ciudadano, siempre que actúen en cumplimiento de las normas jurídicas aprobadas.”
“A escala de toda la sociedad, debemos fomentar los valores cívicos de respeto y cumplimiento por los contribuyentes de sus obligaciones tributarias, crear en las personas esa cultura y disciplina, bonificar a los que cumplen y sancionar la evasión de impuestos.”
Uno de los principales renglones de Cuba, infravalorado en los últimos tiempos, es la agricultura. Al respecto, el presidente dijo que “…falta mucho por hacer en la atención a las distintas formas productivas en la agricultura, de modo que se eliminen las diversas trabas existentes para potenciar las fuerzas productivas en nuestros campos y que, en correspondencia con el ahorro en la importación de alimentos, los agricultores obtengan ingresos justos y razonables por su sacrificada labor, lo cual no justifica que se impongan precios abusivos a la población.”
“A más de dos años de iniciada la entrega de tierras  ociosas en usufructo, pienso que estamos en condiciones de valorar la asignación de áreas adicionales, por encima de los límites que regula el Decreto-Ley 259, de julio de 2008, a aquellos productores agropecuarios con resultados destacados en la utilización intensiva de los suelos bajo su responsabilidad.” En tanto, Raúl aclaró que esas tierras constituyen propiedad del pueblo, ” por lo que si un día en el futuro se requirieran para otros usos, por una necesidad constructiva de una obra social o de una carretera o de lo que sea, el Estado compensaría a los usufructuarios lo invertido y les abonaría el valor de las bienhechurías.”
Conocidos es por todos que en Cuba los salarios de las personas no sobrepasan en algunos casos los 10 euros. Sobre este tema, tan delicado para los trabajadores cubanos y la reducción de plantilla expresó, expresó: “tenemos plena conciencia del daño que ha ocasionado a la política de cuadros durante años el fenómeno de la “pirámide invertida”, es decir, que los salarios no están en correspondencia con la importancia y jerarquía de los puestos de dirección ocupados, ni existe la diferenciación adecuada entre unos y otros, lo cual desestimula la promoción de los más capaces hacia responsabilidades superiores en las empresas y en los propios ministerios. Esta es una cuestión fundamental que debe ser solucionada de acuerdo con lo señalado en los Lineamientos números 156 y 161, referidos a la política salarial.”
“…en la reducción de las plantillas abultadas, el Estado Socialista no dejará desamparado a ningún ciudadano y mediante el sistema de asistencia social, asegurará que las personas impedidas para trabajar reciban la protección mínima requerida. En el futuro existirán subsidios, pero no a los productos, sino a las cubanas y cubanos que por una u otra razón realmente los necesiten.”
“La Comisión de Política Económica del Partido y los 11 grupos que la conformaron, trabajaron durante largos meses en la elaboración de los citados Lineamientos, que como se ha explicado, constituirán el tema central del Congreso, partiendo de la convicción de que la situación económica es la principal tarea del Partido y del Gobierno y la asignatura básica de los cuadros a todos los niveles.”
CONGRESO DEL PCC
“Durante los últimos años habíamos insistido en que no podíamos dejarnos llevar por improvisaciones y apresuramientos en esta esfera, teniendo en cuenta la magnitud, complejidad y las interrelaciones de las decisiones a adoptar. Es por ello que pienso que hicimos bien en aplazar el Congreso del Partido, aunque hemos debido resistir, precisamente, los reclamos honestos y también los mal intencionados dentro y fuera de Cuba para que apuráramos la adopción de múltiples medidas…”
Al hacer referencia al VI Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), a celebrarse a principios de 2011, dijo que “el verdadero congreso será la discusión abierta —como ya se está efectuando— y franca con los militantes y todo el pueblo –de este proyecto-, lo que en un genuino ejercicio democrático, permitirá enriquecerlos, al tiempo que, sin excluir opiniones divergentes, logremos la conformación de un consenso nacional acerca de la necesidad y la urgencia de introducir cambios estratégicos en el funcionamiento de la economía, con el propósito de hacer sustentable e irreversible el Socialismo en Cuba.”
“No hay que temerle a las discrepancias de criterios y esta orientación, que no es nueva, no debe interpretarse como circunscrita al debate sobre los Lineamientos; las diferencias de opiniones, expresadas preferiblemente en lugar, tiempo y forma, o sea, en el lugar adecuado, en el momento oportuno y de forma correcta, siempre serán más deseables a la falsa unanimidad basada en la simulación y el oportunismo. Es por demás un derecho del que no se debe privar a nadie.”
“…el contenido fundamental que reservamos a la Conferencia Nacional del Partido a celebrarse… después del Congreso, en fecha que se fijará más adelante; analizaremos… las modificaciones a los métodos y estilos de trabajo de la organización partidista, ya que, a consecuencia de las deficiencias presentadas en el desempeño de los órganos administrativos del Gobierno, el Partido a lo largo de los años se tuvo que involucrar en el ejercicio de funciones que no le corresponden, lo cual limitó y comprometió su condición de vanguardia organizada de la nación cubana y fuerza dirigente superior de la sociedad y del Estado, en consonancia con el artículo cinco de la Constitución de la República. El Partido debe dirigir y controlar y no interferir en las actividades del Gobierno, a ningún nivel, que es a quien corresponde gobernar, cada uno con sus propias normas y procedimientos, según sus misiones en la sociedad.”

2011: Cuba, dentro y fuera, con la vista solidaria
“El año 2011 es el primero de los cinco incluidos en la proyección a mediano plazo de nuestra economía, período en el que, de manera gradual y progresiva, se irán introduciendo cambios estructurales y de conceptos en el modelo económico cubano… Durante el próximo año proseguiremos de manera decidida en la reducción de los gastos superfluos, promoviendo el ahorro de todo tipo de recursos, el cual, como hemos dicho en varias ocasiones, constituye la fuente de ingresos más rápida y segura a nuestra disposición en estos momentos.”
“Igualmente haremos, sin descuidar en lo más mínimo, sino elevando la calidad de los programas sociales en las esferas de la salud, la educación, la cultura y el deporte, en las cuales se han identificado enormes reservas de eficiencia en el uso más racional de la infraestructura existente. También incrementaremos las exportaciones de bienes y servicios, al tiempo que continuaremos concentrando las inversiones en aquellas actividades de más rápida recuperación.”
“Como estipuló la Ley modificativa de la División Político Administrativa, el próximo mes de enero, se constituirán las nuevas provincias Artemisa y Mayabeque, cuyos órganos de Gobierno iniciarán su funcionamiento bajo nuevas concepciones organizativas y estructurales, mucho más racionales que las existentes en la actual provincia La Habana.”
“Junto a las naciones hermanas de América Latina proseguiremos luchando por la integración emancipadora y en los marcos de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América, trabajaremos por afianzar la solidaridad y unidad que nos fortalecerá a todos, cada vez más.”
“Así continuaremos apoyando a la fraterna nación de Haití, donde nuestro personal de la salud, junto a médicos latinoamericanos y haitianos graduados en Cuba, enfrenta con abnegación y de forma desinteresada y humanitaria la epidemia de cólera, los daños del terremoto y la secuela de siglos de explotación y saqueo de ese noble pueblo, que necesita de la comunidad internacional recursos para la reconstrucción y, especialmente, para el desarrollo sostenible.”
“El próximo mes de abril se cumplirán 50 años de la proclamación del carácter socialista de nuestra Revolución. En las arenas de Playa Girón nuestras fuerzas combatieron por primera vez en defensa del socialismo y en apenas 72 horas, bajo la conducción personal del Comandante en Jefe, derrotaron la invasión mercenaria patrocinada por el gobierno norteamericano.”
“En ocasión de tan relevante acontecimiento, el 16 de abril realizaremos una Revista Militar, con participación de tropas y medios de combate, a la que asistirán los delegados al VI Congreso del Partido que esa propia tarde se congregarán para el inicio de sus trabajos, aquí mismo, que esperamos concluir el 19 de abril, Día de la Victoria de Playa Girón.  Empezamos celebrando la proclamación del carácter socialista, discurso de Fidel en el entierro de las víctimas de los bombardeos, realizado el día antes del ataque a Girón, y concluiremos el día de la victoria.  El cierre de la Revista lo protagonizarán varias decenas de miles de jóvenes, representando a las nuevas generaciones, que constituyen la garantía de la continuidad de la Revolución.”
“Esta conmemoración estará dedicada a nuestra juventud, que nunca le ha fallado a la Revolución.”
LEA EL DISCURSO COMPLETO EN: Juventud Rebelde

Cambios políticos–administrativos en Cuba

“Las nuevas provincias Artemisa y Mayabeque nacerán el 1º de enero de 2011 sin repetir los errores que han acompañado el trabajo de los órganos locales del Poder Popular, bajo una concepción de ahorro y uso racional de todos los recursos, en particular con plantillas ajustadas a sus funciones y una clara delimitación de facultades en las interrelaciones con los organismos de la administración central del Estado, las empresas nacionales y las organizaciones políticas y de masas.”
Así expresó el presidente cubano Raúl Castro Ruz, en su más reciente discurso ante la Asamblea Nacional del Poder Popular el 1ro de agosto de 2010, a propósito de las modificaciones a la Ley de la División Político-Administrativa de Cuba, vigente desde julio de 1976.
Con la división de la actual provincia de La Habana en Artemisa y Mayabeque, Ciudad de La Habana, recuperará su nombre histórico -La Habana-, a la cual se le agrega el lado este de la meseta del Cacahual, sitio donde descansan los restos del General Antonio Maceo, héroe de las luchas independentistas, y que incluye, entre otros objetivos económicos y sociales, dos asentamientos poblacionales y el Centro Nacional de Producción de Animales para Laboratorio, conocido internacionalmente como CENPALAB.
Artemisa abarca los municipios de Caimito, Guanajay, Mariel, San Antonio de los Baños, Güira de Melena, Alquízar y Bauta, además de los hasta ahora pinareños de Bahía Honda, Candelaria y San Cristóbal, en tanto la capital de esta provincia será la ciudad que le da nombre al territorio.
Mayabeque, por su parte, tendrá su capital en la ciudad de San José de las Lajas y está integrada por los municipios de Santa Cruz del Norte, Jaruco, Madruga, Nueva Paz, San Nicolás, Güines, Melena del Sur, Batabanó, Quivicán y Bejucal y, como Artemisa, tendrá la encomienda de producir alimentos para satisfacer su demanda y apoyar a la capital cubana.
Al mismo tiempo desapareció el municipio de Varadero, en la provincia de Matanzas, el cual se incorpora al de Cárdenas, en tanto la Península de Hicacos queda bajo la atención directa del Consejo de Ministros por su importancia para el desarrollo económico del país.
En tanto, el municipio de Manuel Tames asimila parte de sus vecinos de Guantánamo y Yateras, y traslada su capital para el consejo popular de Jamaica, territorio que hoy está comprendido en el oriental municipio de Guantánamo.
Raúl Castro subrayó que con estas nuevas divisiones, el estado cubano espera “elevar la atención a la población mediante una organización más funcional y racional de la administración y del Gobierno.”
El diputado Eusebio Leal Spengler, historiador de la Ciudad de La Habana, apoyó esta nueva división político-administrativa, pues con ella no hay ruptura, sino continuidad, toda vez que la identidad local está incluida en la regional y la nacional. La Patria, agregó, es pluralidad y diversidad. Toca ahora a las autoridades culturales y a los historiadores de estos lugares, preservar las tradiciones y reafirmar lo cubano que es lo que debemos defender todos.

A partir del próximo año, 2011, Cuba queda dividida en 15 provincias y 168 municipios, entre ellos el de la Isla de la Juventud.

Provincias: Pinar del Río, Artemisa, Mayabeque, La Habana, Matanzas, Villa Clara, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Ciego de Ávila, Camagüey, Las Tunas, Holguín, Granma, Santiago de Cuba y Guantánamo.
Esta ley comenzará a regir desde su publicación en la Gaceta Oficial de la República de Cuba.
Espere la próxima semana en este blog un especial sobre la división político-administrativa de Cuba, su historia y los detalles de los cambios finales.
(Con información de Cubadebate y Juventud Rebelde)

Cuba anda al ritmo de los cubanos

Aunque las campañas mediáticas insisten en decir lo indecible sobre Cuba, los cubanos construimos nuestra sociedad con la certeza de ser consecuentes con la realidad que vivimos, sin recetas preconcebidas, ni calcando antiguos modelos. Solo nos acompaña la ansiada meta de alcanzar un sistema justo y humanitario para todos por igual.
En el más reciente discurso de Raúl Castro Ruz, el presidente cubano se refirió a la Ley modificativa de la actual División Político Administrativa –que ya le dedicaré un próximo post- y el Código de Seguridad Vial como dos importantes instrumentos jurídicos:
“… el Código de Seguridad Vial, cuya aprobación aplazamos en la sesión anterior para profundizar en su contenido, conciliar las discrepancias entonces existentes y avanzar en la elaboración de las disposiciones complementarias, constituye una contribución a la elevación de la disciplina social y la preservación de la vida humana, así como la disminución de cuantiosas pérdidas económicas.”
Además, habló de las crecientes campañas mediáticas contra la isla:
“Varias agencias de prensa y autotitulados “analistas” del tema Cuba, dedicaron durante los días previos y posteriores al acto por el 26 de julio innumerables noticias y artículos en los que, tergiversando nuestra realidad, anticipaban con estridencia el anuncio de supuestas reformas en nuestro sistema económico y social y la aplicación de recetas capitalistas para encauzar la economía; algunos incluso se atrevieron a describir la existencia de una lucha entre tendencias en la Dirección de la Revolución y todos coinciden en reclamarnos cambios más rápidos y más profundos en la línea de desmontar el socialismo.
Al observar fríamente estas campañas de prensa queda evidenciado que casi todas las agencias se guían por un mismo hilo conductor. No me refiero a los periodistas, obligados a someterse a la línea editorial que les trazan y exigen los consorcios mediáticos sobre Cuba, aunque a veces utilizan las mismas frases y calificativos prefabricados. No pocas veces párrafos completos idénticos, independientemente de si son de una región del mundo o de otra.
Con la experiencia acumulada en los más de 55 años de lucha revolucionaria, parece que no vamos tan mal, ni que el desespero y la frustración sean nuestros compañeros de viaje. Si nos elogiaran, entonces sí tendríamos motivos para preocuparnos.
Como afirmó el compañero Machado el pasado 26 de julio: cito: “proseguiremos con sentido de responsabilidad, paso a paso, al ritmo que determinemos nosotros, sin improvisaciones ni precipitaciones, para no errar y dejar atrás definitivamente errores o medidas que no se avienen a las condiciones actuales” (fin de la cita).”
A propósito de la actual situación económica del país, Raúl Castro expresó:
“En medio de la adversa coyuntura económica internacional y su inevitable incidencia en nuestro país, en los estimados del primer semestre se aprecian resultados alentadores en la economía nacional, a pesar del incumplimiento del plan de azúcar y otras producciones agropecuarias a causa de errores de dirección y también por los efectos de la sequía.
Se incrementan los arribos de visitantes extranjeros, se cumple la producción petrolera; se mantiene, e incluso mejora, el equilibrio monetario interno, la productividad del trabajo refleja un ritmo superior al salario medio, objetivo que no se lograba desde hace varios años, se elevan modestamente las exportaciones y se reduce el consumo de portadores energéticos, a partir del reordenamiento del transporte y el efecto de otras medidas de ahorro.
El consumo de electricidad refleja resultados positivos en el sector estatal, a diferencia del residencial que crece más que lo previsto.
Hace exactamente un año me referí a las restricciones financieras externas que enfrentábamos debido a la acumulación de compromisos de pago y la necesidad de llevar a cabo renegociaciones de deudas. Hoy puedo informarles que gracias a la confianza y comprensión de la mayoría de nuestros acreedores, hemos logrado algunos avances en el aplazamiento de obligaciones, las cuales tenemos la más firme voluntad de honrar en los nuevos plazos convenidos. Asimismo, las retenciones de transferencias al exterior a suministradores acumuladas en esa fecha, son hoy apenas un tercio de aquellas de hace un año y, como muestra de seguridad en el país se han incrementado los depósitos extranjeros en los bancos cubanos.”

En Cuba no se puede vivir sin trabajar

Ante la reducción de plantillas en más de un centro de trabajo que se lleva a cabo en Cuba, los ciudadanos están en la incertidumbre de su futuro inmediato, aun más cuando muchos son el sustento de su familia. En el discurso del 1ro de agosto ante la Asamblea Nacional del Poder Popular, el presidente cubano Raúl Castro Ruz, aclaró algunas cuestiones relacionados con esta situación y anunció la ampliación del trabajo por cuenta propia en la isla.
“… debo informarles que luego de meses de estudio en el marco de la actualización del modelo económico cubano, el Consejo de Ministros en su última reunión, efectuada los días 16 y 17 de julio, con la participación de los vicepresidentes del Consejo de Estado, otros miembros del Buró Político y del Secretariado del Comité Central … y altos funcionarios de los organismos, acordó un conjunto de medidas para acometer, por etapas, la reducción de las plantillas considerablemente abultadas en el sector estatal.
En una primera fase, que planificamos concluir en el primer trimestre del próximo año, se modificará el tratamiento laboral y salarial a los trabajadores disponibles e interruptos de un grupo de organismos de la administración central del estado, suprimiendo los enfoques paternalistas que desestimulan la necesidad de trabajar para vivir y con ello reducir los gastos improductivos, que entraña el pago igualitario, con independencia de los años de empleo, de una garantía salarial durante largos períodos a personas que no laboran.
El éxito de este proceso dependerá en buena medida del aseguramiento político que debemos acometer, bajo la dirección del Partido y con la activa participación de la Central de Trabajadores de Cuba y las organizaciones sindicales. Es preciso conformar un clima de transparencia y diálogo donde prime la información oportuna y diáfana a los trabajadores, en el cual las decisiones sean colegiadas adecuadamente y se creen las condiciones organizativas requeridas.
La estricta observancia del principio de idoneidad demostrada a la hora de determinar quién merece el mejor derecho de ocupar una plaza, debe contribuir a evitar cualquier manifestación de favoritismo, así como de discriminación de género o de otro tipo, las cuales deben enfrentarse con toda firmeza.
El Consejo de Ministros también acordó ampliar el ejercicio del trabajo por cuenta propia y su utilización como una alternativa más de empleo de los trabajadores excedentes, eliminando varias prohibiciones vigentes para el otorgamiento de nuevas licencias y la comercialización de algunas producciones, flexibilizando la contratación de fuerza de trabajo.
Al propio tiempo, en la citada reunión de los mencionados días 16 y 17 de julio, se aprobó la aplicación de un régimen tributario para el trabajo por cuenta propia que responda al nuevo escenario económico y garantice que los incorporados a esta actividad contribuyan a la seguridad social, abonen impuestos sobre los ingresos personales y las ventas; y aquellos que contraten trabajadores paguen el tributo por la utilización de la fuerza de trabajo.
Próximamente se celebrará un pleno ampliado del Consejo Nacional de la Central de Trabajadores de Cuba donde abordaremos en detalle con los principales dirigentes obreros estas importantes decisiones, que constituyen en sí mismas un cambio estructural y de concepto en interés de preservar y desarrollar nuestro sistema social y hacerlo sostenible en el futuro, de modo que cumplamos el mandato del pueblo de Cuba, recogido en la Constitución de la República, de que el carácter socialista y el sistema político y social contenido en ella son irrevocables (Aplausos).
No albergamos dudas de que en la materialización de estas medidas contaremos con el apoyo decisivo de la clase obrera, que junto al campesinado y el resto de los sectores de la sociedad, comprende que sin el aumento de la eficiencia y la productividad es imposible elevar salarios, incrementar las exportaciones y sustituir importaciones, crecer en la producción de alimentos y en definitiva sostener los enormes gastos sociales propios de nuestro sistema socialista, esfera en la que también estamos en el deber de ser racionales, ahorrando mucho más sin sacrificar la calidad.
Por otra parte, pienso que a nadie se le escape la trascendente contribución al mejoramiento de la disciplina social y laboral que emana de la aplicación de estas medidas.
Al adoptar estos acuerdos, partimos de que nadie quedará abandonado a su suerte, el Estado Socialista brindará el apoyo necesario para una vida digna, mediante el sistema de asistencia social a aquellos que realmente no estén en capacidad de trabajar y sean el único sustento de sus familias. Hay que borrar para siempre la noción de que Cuba es el único país del mundo en que se puede vivir sin trabajar.”