La otra cara de Japón

Hoy me proponía, como vengo haciendo desde el viernes 11 de marzo recoger la actualidad que los medios nos brindan de la catástrofe en Japón. Lo voy a hacer, en las últimas líneas, pero me gustaría antes dedicarle espacio a los bloggers que nos dan la otra cara de lo que sucede en el archipiélago nipón.
Esa que los medios no informan, pues solo se concentran en los problemas de la central nuclear, los impactos de la bolsa de japón en la economía mundial, las pérdidas de dinero y otro centenar de cifra, entre ellas las de muertos, que solo ennegrecen el panorama de Japón. Y por suerte hay algunos desde Japón, que no es el gobierno, ni los canales de televisión que nos llenan de Fe en la realidad nipona.
Twitter es uno de las principales redes sociales donde los internautas están desmintiendo la realidad de Japón, que aunque esté en crisis por el terremoto y tsunami, vuelve a la normalidad con relativa rapidez. Bajo el twitpic #nobuscanlaverdad son muchos los que están dando informaciones reales de lo que sucede y desmintiendo aquellas que publican los medios, como la del APOCALIPSIS EN JAPÓN.
Hasta yo he caído en la trampa de la maquinaria de información, pero hasta que uno no se satura de malas noticias, es que uno no busca la otra parte de lo que sucede, la parte humana que están dando de lado en los medios y en Twitter se lleva halagos como: Apagad la TV, quemad los periódicos, de @Eynonimo.
Fue el twittero @Mister_Pozart a quien se le ocurrió este twitpic, como indignación ante las cadenas de televisión que contactaban con él y le dejaban con la palabra en la boca cuando no transmitía mensajes de desesperación y catástrofe desde Japón, donde se encuentra hace 7 años. Amadeu Branera, su nombre real, en uno de sus mensajes dice: Harto sensacionalismo. Si te llaman de los medios y no les das carnaza te ignoran y llaman a otro. #nobuscanlaverdad RT por favor!!!
Desde los blogs también están dando otra imagen de la realidad en Japón, un español de Bilbao que vive en Japón cuenta en su Ikusuki todo lo que está viviendo tras el terremoto del pasado viernes. De hecho el mismo día de la catástrofe decía: “Todo bien por aquí, acojonadico perdido todavía, pero bien.” (Terremoto en Japón)
No obstante, ayer 15 de marzo a través de un video de la televisión nipona decía: “Este es el caos nuclear del que hablan en los medios, el apocalipsis del copón… No estamos a salvo, no estaremos tranquilos hasta que se solucione absolutamente todo el percal, pero coño, ¡vale ya!”(Radiación en Tokyo)
Y es que según este bloguero: “Claro que existe el temor de que la central nuclear pete y llegue radiación con lo que en el peor de los casos lo que tendríamos que hacer sería pirarnos de aquí para el sur. No lo veo probable, me da que el sábado estaré con el lorco bebiéndome las reservas que tenga Asahi en Asakusa descojonándonos de todo esto. El gobierno dice que en Tokyo se haga vida normal, y por la calle la vida es bastante normal dentro de lo que cabe…
“Quitando el viernes, no he visto ni una sola escena de pánico, ni he tenido ningún problema en parte gracias a que con la moto me olvido de los trenes, que quizás es el mayor fastidio ahora mismo. Hoy voy a Karate, como siempre, no os digo más.” (En Tokyo, de caos, nada)
Testimonios que nos llegan desde una ciudad que enfrentó un terremoto y luego un tsunami, e incluso ahora con alarma nuclear, tiene más tranquilidad y menos alarmismo que en todo el mundo, donde no estamos pasando por esa situación y la estamos extrapolando hasta el extremismo.
Antes de dejarlos con la información de los medios, cito otras frases de este blog:
“…la normalidad de Tokyo es de un 90% y el otro 10% es debido a que se siguen dando réplicas, cada vez menos y ello unido al ahorro de electricidad hace que los trenes no funcionen como deberían. Todo es una cadena, al no haber trenes la gente usa coches y la demanda inusitada de gasolina hace que haya que hacer cola para repostar, pero sigue habiendo gasofa. Lo mismo pasa con la comida, el miedo hace que en algunos sitios haya menos, pero sigue habiendo casi con normalidad.
Esto de caos no tiene nada. El caos está arriba, donde el tsunami. Nosotros estamos igual que siempre, ni nos comemos los unos a los otros, ni nos hemos hecho pijamas de papel albal por si la radiación. Vale ya de tanto amarillismo, que tenéis a mi madre asustada, ¡¡copón ya!!” (Shibuya is off)
No dejen de ver el blog Ikusuki y le recomiendo otro también desde Japón, La Arcadia de Urias. La tranquilidad en tiempos de desmadres, aplaca el alma, ahora el

APOCALIPSIS DE LOS MEDIOS

El enfoque principal en todas las cadenas de televisión y los periódicos de España y medio mundo, es la crisis nuclear. Aunque la preocupación la tenemos todos, creo que se ha dejado de lado la cifra de muertos en Japón, cómo están viviendo las familias, dónde e incluso quieren justificar la tranquilidad de los japoneses, quienes por su cultura no exteriorizan su sufrimiento al igual que los occidentales ¿Acaso solo quieren ver llantos y lágrimas?
No digo más.
Las cifras de muertos siguen aumentando, si en un primer momento se temían que fueran 10 mil los fallecidos tras el tsunami, ahora el gobierno japonés está hablando que puede ascender a unos 12 mil muertos. Según Prensa Latina a más de cuatro mil aumentaron los muertos… reveló hoy la televisora pública Kyodo. El número fluctúa entre 4 mil 164 o 365, lo cierto es que aumenta la cifra y las especulaciones.
Asimismo, la cadena televisiva difundió declaraciones del emperador Akihito, preocupado por la crisis de la central nuclear y llamó a la solidaridad entre los japoneses tras el terremoto. Este resulta el primer mensaje televisado a la nación en sus 22 años de reinado, lo que demuestra la gravedad de la situación que vive hoy el país, la peor desde la II Guerra Mundial según expertos.
Cifras oficiales registran que más de medio millón de personas continúan evacuados en sitios sin las condiciones adecuada (Prensa Latina)
Entretanto, informa el diario el diario El País, unas 530.000 personas se agolpan en los campamentos provisinales, la mayoría de ellas en las prefecturas de Miyagi (en la que no se localiza a los ciudadanos de un pueblo de unos 10.000 habitantes), Iwate y Fukushima (noreste), las más afectadas por el terremoto. Sus dirigentes han adelantado las gestiones para construir 32.800 viviendas temporales.

ELEVADO COSTE ECONÓMICO
Continúa el diario español El País con un análisis del coste económico tras el terremoto y tsunami: Citigroup estima entre 5 y 10 billones de yenes (44.000 y 88.000 millones de euros) en daños de viviendas e instalacionesm mientras que Barclays estima las pérdidas económicas en 15 billones de yenes (133.000 millones de euros) el 3% del PIB nipón.
La entidad singapuresa DBS Bank estima los daños en 75.500 millones de euros. El director de investigación económica del banco, David Carbon, ha señalado que la cifra supone el 2% de su Producto Interior Bruto (PIB), que alcanzó los 3,91 billones de euros en 2010, informó hoy la prensa de la ciudad-estado. “Aunque se produzca una gran pérdida para la economía, la cantidad no será muy grande en relación con el PIB que, de hecho, suele crecer tras los desastres naturales por los trabajos de reconstrucción”, agregó.
Tokio ha agradecido la solidaridad de los 102 gobiernos extranjeros -entre ellos de países muy pobres como Afganistán o Timor Oriental- que han ofrecido algún tipo de ayuda a Japón, que sufre su mayor crisis desde la II Guerra Mundial.
La catástrofe incluso ha movilizado a naciones en teoría enemigas como China o Rusia, mientras Corea del Norte emitió un escueto mensaje de condolencias a través de su la oficina de Cruz Roja. (El País)

PÉRDIDAS EN MÁS DE 200 MIL MILLONES DE DÓLARES
En una nota de la agencia Reuters, apuntan que la mayoría cree que el impacto directo a la economía totalizará entre 10 y 16 billones de yenes (125 mil -200 mil millones de dólares), resultando en una contracción del producto interno bruto (PIB) del segundo trimestre.
Sin embargo, también habría un fuerte repunte en la última parte del segundo semestre de 2011, gracias a las inversiones para la reconstrucción, que impulsarán el crecimiento.
Las acciones japonesas sufrieron lunes 14 y el martes 15 su peor caída de dos días desde la crisis de 1987, perdiendo 626 mil millones de dólares en valores antes de rebotar 5.7 por ciento este miércoles cuando los fondos de cobertura se apresuraron a cubrir posiciones cortas.
Pese a que los daños a la infraestructura han sido severos, algunos de los riesgos mayores podrían producirse por las consecuencias indirectas en el mercado a causa del desastre, como por ejemplo una apreciación del yen japonés.
El yen subió a un máximo histórico contra el dólar tras el terremoto de Kobe en 1995, cuando las firmas japonesas regresaron sus fondos al país. El dólar ha caído un 3 por ciento contra el yen desde el desastre actual y se encuentra cerca del punto mínimo que tocó tras Kobe. La dirección del yen podría tener un gran impacto en las automotrices japonesas como Toyota Motor Co, Nissan Motor y Honda Motor, que fabrican entre 22 y 38 por ciento de sus autos en el país.
El jefe economista de HSBC, Stephen King indicó que aún era muy pronto para poner cifras sobre los costos económicos, ya que se desconocía la escala del desastre.
El área de Japón afectada por el tsunami produce cerca de 4.1 por ciento del PIB del país, sugiriendo que la primera ronda de efectos económicos sería limitada, indicó. Pero con el destino de los reactores nucleares de Fukushima incierto, podría ser que Japón aún no haya pasado por lo peor de la catástrofe.
“En esta etapa, es demasiado pronto para hacer estimaciones significativas del impacto total de los terribles sucesos del Japón”, escribió King en una nota de investigación.
“Las reacciones reflejas económicas y financieras a los impactos y desastres suelen salirse de los márgenes”, indicó, apuntando a las predicciones erróneas de una recesión en Estados Unidos, tras los ataques del 11 de septiembre de 2001 y de un golpe mayor a causa del tsunami de 2004 en Asia.
El desastre ya está afectando a la cadena manufacturera global, golpeando particularmente fuerte a las empresas de tecnología, ya que Japón produce un quinto de los semiconductores del planeta.
Sin embargo, reflejando la alta incertidumbre sobre el impacto económico mundial del desastre, la Reserva Federal estadunidense no mencionó a Japón en un comunicado emitido tras su reunión de política monetaria el martes. (Reuters)

SITUACIÓN NUCLEAR
Los japoneses que viven fuera de la zona de exclusión de la central nuclear Fukushima-1, no corren ningún riesgo, indicó la Organización Mundial de la Salud (OMS), apunta Prensa Latina.
Según las informaciones que se tienen, por ahora se descarta algún peligro para la salud humana, y tampoco hay pruebas de que se haya producido una extensión significativa de la radiación fuera de Japón, indicó el organismo internacional.
El único riesgo de contaminación por radiación nuclear para productos alimentarios procedentes del país se encuentra específicamente en el área alrededor de la planta atómica dañada, informó Gregory Hartl, portavoz de la OMS en Ginebra.
“Se trata de un riesgo específicamente local. Si hay alguna contaminación sólo afectaría a productos a un radio de 30 kilómetros de la planta de Fukushima”, aseguró.
Por su parte, el Gobierno japonés señaló que el nivel actual de radiación más allá del perímetro de 20 kilómetros ya evacuado alrededor de la central nuclear no supone “un riesgo inmediato para la salud”. (Prensa Latina)
A propósito de la nueva explosión en la central nuclear de Fukushima, la agencia latinoamericana informa que el siniestro se detectó temprano en la mañana en un área de la unidad 4 de la planta 1 de Fukushima.
Lo ocurrido incrementó las tensiones en torno a una mayor contaminación por tratarse de una instalación con riesgo de escapes de sustancias radiactivas.
Este fue el segundo fuego en ese reactor en poco más de 24 horas, revelador de un deterioro de la situación, ligeramente aliviada al desaparecer las llamas 30 minutos después, pero sin llegar a calmar las preocupaciones.
También hoy el reactor 3 fue nuevamente centro de atención luego de observarse un escape de humo blanco desde allí.
La Agencia de Seguridad Nuclear dijo que el nivel de radiación por momentos alcanzó 10 milisieverts por hora a la entrada de la central a las 10:40 hora local, lo que atribuyó a sustancias emitidas por la unidad 2, afectada ayer por una explosión de hidrógeno.
Estos reactores, junto con el número 1, presentan problemas de sobrecalentamiento debido a fallas en los sistemas de enfriamiento que hacen temer un desastre mayor.
Según informó la Tokyo Electric Power Co. (Tepco), que opera la planta, el 70 por ciento de las barras de combustible del primero están dañadas, y las del segundo, 33 por ciento. (PL)
PARA MAYOR INFORMACIÓN VEA:
– reitero los blogs desde Japón Ikusuki y La Arcadia de Urias.
-un reportaje sobre por qué los japones son tan calmados, en la web de 20 minutos
– las solicitudes de información que ha recibido la cancillería japonesa sobre el paradero de 500 extranjeros, en la página de televisión pública NHK
– la cobertura completa de Radio Televisión Española en su web
Anuncios

Acerca de Alberto Arego Pulido

Periodista cubano-español, residente en Madrid, España. Estudiante de la Escuela de Periodismo UAM-EL PAÍS. El contenido de mi blog está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional. Citar como Alberto Yoan Arego Pulido www.albertoarego.com.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La otra cara de Japón

Tu opinión vale

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s