Málaga

Ya les decía que estuve de recorrido por esta provincia de la comunidad autonómica de Andalucía. Para los que venimos de un país pequeño como Cuba, con solo 14 provincias, oír de la división de España en regiones, provincias y demás, nos parece estar viviendo los tiempos del Imperio romano, en serio… Jamás imaginarme que España fuera tantos países dentro de uno, solo hay que oir el catalán para darse cuenta que aquí son tan diferentes, como lo puede ser un mexicano de un cubano.


No obstante, España es un único pueblo y así han querido mantenerse durante mucho tiempo. Málaga es una de las tantas ciudades que tiene España, para más señas la sexta mayor del país y segunda de Andalucía. En este viaje pude conocer algunos de sus municipios, aunque no con la intensidad que hubiera querido: Marbella, Puerto Banús, Ronda.


Por Málaga, ciudad, pasé en el camino, no pude detallarla a no ser por el mar que era lo más atrayente para mí. Aunque no fuera verano, ni el Mar Caribe, el Mar Mediterráneo me daba una nostalgia tremenda por mi Cuba. Algunos dicen que es exageración, pero para los que hemos vivido rodeado de mar la vida entera, el olor a agua salada, a costa, a olas contra los arrecifes se siente cuando estás cerca de uno, sea cual sea.


En realidad lo que vi de Málaga, ciudad, fue un centro comercial. Tarde de domingo significa para cualquiera bien quedarse en casa a descansar o salir con la familia a pasear un rato, para gusto los colores y para gastos… depende de la crisis.


Otra que solo pude ver por arribita, o mejor dicho, entre comidas fue Marbella. Solo de noche salí a esta ciudad, hoy en día tan polémica debido a la corrupción. Pero Marbella no solo son políticos que se quieren llenar los bolsillos, también tiene mucha historia y actualidad pues si antes venían de muchos lugares a parar en este sitio, hoy son aún más los que pasan sus últimos años viviendo entre sus calles.


Es comprensible que tanta gente venga a parar a Marbella o Puerto Banús, como también sucede. No es fácil estar la vida entera  en climas nórdicos, con temperaturas tan heladas que se podría conservar comida para un año; aunque no estaría mal… pero, entonces nos acordamos de nuestro amigo Sol, y prescindir de él, te hace casi tan frío como la nieve que cae por allá arriba.


No solo de los países del norte Europeo hay testimonio;  hasta de los calurosos sevillanos me encontré un cartel en una de las calles de Marbella.


Los dos sitios que más me gustaron de Málaga fueron Puerto Banús y Ronda, el primero por su cercanía a la costa, el otro porque casi toco el cielo cuando estuve. Solo los dejo con esas ideas, que hay fotos para más historias, nos vemos.
Anuncios

Acerca de Alberto Arego Pulido

Periodista cubano-español, residente en Madrid, España. Estudiante de la Escuela de Periodismo UAM-EL PAÍS. Becario en la sección de redes de El País. El contenido de mi blog está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional. Citar como Alberto Yoan Arego Pulido www.albertoarego.com.
Esta entrada fue publicada en España, fotos, Opinión y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Tu opinión vale

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s